por Ignacio Sánchez Arévalo
Hace dos meses en una de mis habituales incursiones al Rastro de Madrid, encontre un antiguo objetivo de bronce con el nombre Dubroni grabado en el metal. Dentro descubri una pequeña lente, un Tessar 7,5 cm, f/6.3. El vendedor me pidio 5 euros por el y me lo lleve con una gran sonrisa en mi cara.

Cuando llegue a casa busque en Google algun indicio de que me permitiera determinar la edad y calidad del objetivo. El barril de bronce pertenece a una camara de 1874 llamada Dubroni, la cual tenia la caracteristica de auto-revelado dentro de la camara, una antecesora del sistema Polaroid. Aqui podeis ver la maquina en cuestion.
Lo que parecia claro es que el Tessar no venia de origen, ya que esta camara tenia una lente con diseño petzval y por lo tanto el anterior dueño posiblemente modifico el barril para situar el Tessar.
Buscando en internet acerca de este Tessar, solo encontre una referencia de 1902, el autentico primer diseño de Tessar.
Fue entonces cuando empece a estudiar como transformar estas dos piezas de coleccion para adaptarlas a mi sistema EOS. La distancia focal 7,5 cm era perfecta para Full Frame y APS-C, mi principal preocupacion era si seria posible alcanzar el foco en infinito y tras un rapido test pude confirmar que habia suficiente “flange” para montarlo en mi 5DmkII, perfecto.
Mi concepto inicial era montar el Tessar en un fuelle macro, pero el objetivo se quedaba demasiado lejos y no alcanzaba infinito. Fue entonces cuando empece a estudiar la posibilidad de montar el Tessar dentro del barril Dubroni, como venia en un origen, y soldar un adaptador EOS-M42 a la parte trasera del barril. Calcule la distacia y todo parecia encajar.
Lleve el barril a mi amigo Jose, un carpintero del metal, le pedi que me soldara el adaptador y en un par de semanas tuve por fin todo ajustado. El proyecto por fin tocaba a su fin, la rueda de foco funcionaba perfectamente y la imagen tenia suficiente detalle, asi como un contraste muy bajo. Pensé que esto se debia a hongos o haze, pero tras un examen fue descartado.

Cuando llegue a casa busque en Google algun indicio de que me permitiera determinar la edad y calidad del objetivo. El barril de bronce pertenece a una camara de 1874 llamada Dubroni, la cual tenia la caracteristica de auto-revelado dentro de la camara, una antecesora del sistema Polaroid. Aqui podeis ver la maquina en cuestion.
Lo que parecia claro es que el Tessar no venia de origen, ya que esta camara tenia una lente con diseño petzval y por lo tanto el anterior dueño posiblemente modifico el barril para situar el Tessar.
Buscando en internet acerca de este Tessar, solo encontre una referencia de 1902, el autentico primer diseño de Tessar. (UPDATE: Un miembro de Flickr me ha informado que este objetivo es de 1919)
Fue entonces cuando empece a estudiar como transformar estas dos piezas de coleccion para adaptarlas a mi sistema EOS. La distancia focal 7,5 cm era perfecta para Full Frame y APS-C, mi principal preocupacion era si seria posible alcanzar el foco en infinito y tras un rapido test pude confirmar que habia suficiente “flange” para montarlo en mi 5DmkII, perfecto.
Mi concepto inicial era montar el Tessar en un fuelle macro, pero el objetivo se quedaba demasiado lejos y no alcanzaba infinito. Fue entonces cuando empece a estudiar la posibilidad de montar el Tessar dentro del barril Dubroni, como venia en un origen, y soldar un adaptador EOS-M42 a la parte trasera del barril. Calcule la distacia y todo parecia encajar.
Lleve el barril a mi amigo Jose, un carpintero del metal, le pedi que me soldara el adaptador y en un par de semanas tuve por fin todo ajustado. El proyecto por fin tocaba a su fin, la rueda de foco funcionaba perfectamente y la imagen tenia suficiente detalle, asi como un contraste muy bajo. Pensé que esto se debia a hongos o haze, pero tras un examen fue descartado.

La lente no tiene diafragma, en su origen llevaba unos discos que se introducian por una ranura, por lo que siempre he de trabajar a f/6.3, la velocidad y el ISO son los unicos controles que permiten lograr la exposicion correcta. En un futuro he de probar un VarioND para lograr llegar a la velocidad adecuada para video (1/50).
Cree un Picture Style para maximizar la calidad de imagen en modo Video, dejando espacio para tocar los negros en Post. Los settings son: Detalle-0, Contraste-0, Saturación-0, y una curva para pegar los negros, ya que esta lente tiene MUY poco contraste. Parece demasiado, pero la imagen es bastante “flat”.
Los resultados en mi opinión son espectaculares. Nunca había tenido una lente que pudiera reproducir la luz y el color de esta manera. Una de sus virtudes es el “flare”, en contraluz este esta demasiado presente, pero en posición lateral al sol produce un extraordinario “glow” en las altas luces, que recuerda a las antiguas fotografías de principios de siglo. En postproduccion puedo conseguir acercar la imagen a lentes mas modernas pero la magia desaparece. No es un objetivo de uso diario, pero en futuro estamos estudiando utilizarla para el rodaje de un corto.

Mi compañero Pablo Rodríguez y yo fuimos al Retiro a rodar este pequeño test que aquí os presentamos:
Desgraciadamente no tuvimos demasiado tiempo, apenas dos horas.
Mi intención era comparar el Tessar cara a cara con los mejores objetivos que existen para la 5DmkII, los Leica R. Como podéis comprobar las diferencias son muy apreciables. Me encantan los Leicas, pero comparados con el Tessar1902, adolecen de cierta magia (que por supuesto tienen). No aplicamos Corrección de color a ambos metrajes, solo pegamos un poco los negros en el Tessar.

Unas fotos de muestra:




Podeis ver mas fotos en:
About these ads